Entrar/Registro  
INICIO ENGLISH
 
Ginecología y Obstetricia de México
   
MENÚ

Contenido por año, Vol. y Num.

Índice de este artículo

Información General

Instrucciones para Autores

Mensajes al Editor

Directorio






>Revistas >Ginecología y Obstetricia de México >Año 2009, No. 06



Guías de práctica clínica 2008. Colegio Mexicano de Especialistas en Ginecología y Obstetricia
Ginecol Obstet Mex 2009; 77 (06)

Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 19
Paginas: 155-175
Archivo PDF: 436.68 Kb.

[Texto completo - PDF]

RESUMEN

Introducción: La mortalidad por cáncer cervical en México ha disminuido en los últimos cinco años, debido a la mayor cobertura de Papanicolaou y disminución de la tasa de natalidad, así como el tratamiento adecuado de lesiones precursoras en clínicas de colposcopia. En México, actualmente ocupa el segundo lugar de muerte por cáncer, en mujeres, con una tasa de mortalidad de 14.5 por 100,000 mujeres mayores de 25 años de edad. Se estima que cerca de 1-5% de los estudios de citología cervical durante el embarazo muestran cambios patológicos, mientras que cerca de 3% de los casos de cáncer cervical se diagnostican durante el embarazo, con predominio de las lesiones de bajo grado. Las intervenciones sobre el tamizaje, procedimientos de diagnóstico y tratamiento se adecuan a la edad gestacional en que se efectuó el diagnóstico, pero provienen de las prácticas que se aplican a las mujeres no embarazadas.
Objetivos: Evaluar la efectividad de las intervenciones de tamizaje y tratamiento del cáncer de cuello uterino en mujeres gestantes.
Material y métodos: Se conformó un grupo de expertos quienes definieron los términos para la elaboración de la Guía Práctica Clínica. Se efectuó la búsqueda de la información por vía electrónica de palabras clave: cervical cáncer, cervical cáncer and pregnancy. La búsqueda se efectuó en las bases electrónicas: Dare, TripDatabase, SUMSearch, Cochrane, PubMed, American College of Obstetricians and Gynecologists e Institute for Clinical Systems Improvement. Revisiones sistemáticas (UpToDate). Para actualizar información o analizar los datos originales se buscaron las fuentes de información primaria en PubMed. Toda la información recopilada debía ser de los últimos cinco años. En las guías de práctica clínica se aplicó el criterio inicial que cumpliera con tres requisitos: a) recientes o actualizadas (5 años), b) que señalaran los grados de recomendación y nivel de evidencia y c) fuentes de información identificadas y relacionadas (citas bibliográficas), pero que, además, aportaran resultados válido s, y una vez publicadas, hubieran sido sometidas a revisiones externas.
Una vez que la información cumplió con los requisitos para ser valorada por los autores, se hizo un análisis de la información y, por consenso entre los mismos se decidió cuál era la información que se tomaría en cuenta para la elaboración de esta Guía de Práctica Clínica.
Resultados: En diferentes modelos, principalmente provenientes de estudios observacionales, se ha demostrado que el tamiz con el método de citología cervical (Papanicolaou) muestra una relación costo-efectividad favorable al reducir el impacto de incidencia y mortalidad por cáncer de cuello uterino, comparándose con mujeres no sometidas a tamiz. Las indicaciones para la frecuencia del tamizaje en la gestante deben ser las mismas que para las mujeres no embarazadas. No existe evidencia directa que apoye el beneficio para la mujer no embarazada de efectuar el tamizaje cada año en comparación con la detección de cada tres años. Es aún pobre la existencia proveniente de estudios que determinen la evidencia científica a favor o en contra del tamizaje que incluya la detección del virus del papiloma humano. El diseño metodológico de los estudios es pobre y el seguimiento a largo plazo es insuficiente para determinar, objetivamente, la disminución en la morbilidad y mortalidad. No hay diferencia del pronóstico materno al decidir la vía de terminación del embarazo.
Conclusiones: El tamizaje para cáncer cervical es una práctica obligada que forma parte del cuidado prenatal. La citología cervical (Papanicolaou) es el método más empleado. No hay ventajas objetivas en costo-beneficio de los nuevos métodos. Las intervenciones diagnósticas y terapéuticas deben realizarse por personal altamente capacitado, ya que el diagnóstico de lesión intraepitelial de bajo o alto grado, o de cáncer cervical, muestran pronósticos maternos y fetales que deben ser diferenciados.


Palabras clave: Sin palabras Clave


>Revistas >Ginecología y Obstetricia de México >Año2009, No. 06
 
 Buscar   Avanzada 


· Indice de Publicaciones 
· ligas de Interes 
       
Derechos Resevados 2007