Entrar/Registro  
INICIO ENGLISH
 
Ginecología y Obstetricia de México
   
MENÚ

Contenido por año, Vol. y Num.

Índice de este artículo

Información General

Instrucciones para Autores

Mensajes al Editor

Directorio






>Revistas >Ginecología y Obstetricia de México >Año 2017, No. 05


Calderón-Cisneros E, Beltrán-Montoya J, Ávila-Vergara MA, Aragón-Hernández JP, Caldiño-Soto F, Castilla-Zenteno A, García-Espinosa M, Gil-Márquez J, Gudiño-Ruiz EN, Hernández-Rivera C, Loya-Montiel L, Salvador-Domínguez G, Vadillo-Ortega F
Protocolo clínico para inducción del trabajo de parto: propuesta de consenso
Ginecol Obstet Mex 2017; 85 (05)

Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 18
Paginas: 314-324
Archivo PDF: 256.43 Kb.

[Texto completo - PDF]

RESUMEN

Antecedentes: la inducción del trabajo de parto es un procedimiento que se indica cuando existe riesgo de continuar el embarazo, en lugar de interrumpirlo. Esta maniobra enfrenta nuevas presiones, por lo que es necesario mantener actualizado el conocimiento sobre su indicación. En los últimos años se han desarrollado protocolos clínicos de mayor eficacia y seguridad, que han hecho más accesible este procedimiento.
Objetivo: emitir un consenso actualizado y analizar los diferentes aspectos de la práctica cotidiana relacionada con la inducción del trabajo de parto.
Materiales y Métodos: se integró un grupo de especialistas de trece instituciones nacionales para analizar diferentes aspectos de la práctica cotidiana de la inducción del trabajo de parto. Se siguió una metodología tipo Delphi de cuatro etapas, con bibliografía de normas clínicas internacionales de apoyo.
Conclusiones: la inducción del trabajo de parto considera los siguientes criterios: establecer con certeza que el procedimiento ofrece el mejor desenlace para la madre y el feto, confirmar la edad gestacional, realizar la evaluación obstétrica completa y contar con infraestructura para enfrentar las posibles complicaciones. Existen diferentes opciones para la inducción del trabajo de parto; sin embargo, en los últimos años se ha generalizado la prescripción de análogos de prostaglandinas (misoprostol) en todo el mundo. El especialista debe efectuar la evaluación individualizada de la paciente y el feto, con la finalidad de descartar situaciones que comprometan la salud de ambos. La complicación más común de la inducción del trabajo de parto es la taquisistolia, que puede asociarse con desprendimiento prematuro de placenta, rotura uterina y sufrimiento fetal agudo. Los óvulos vaginales de liberación controlada representan la única opción para retirar el estímulo con dinoprostona o misoprostol ante efectos adversos.


Palabras clave: inducción del trabajo de parto, análogos de prostaglandinas.


>Revistas >Ginecología y Obstetricia de México >Año2017, No. 05
 
 Buscar   Avanzada 


· Indice de Publicaciones 
· ligas de Interes 
       
Derechos Resevados 2007